lunes, septiembre 05, 2005

el atril hiperbólico del tigre famélico

Nuestro amigo, Roberto Ramos Trujillo, el famosísimo Tigre Famélico, fue puesto en el ojo grato de José Emilio Pacheco en la revista Proceso.

Una amplia reseña debo y pagaré de este hermoso personaje. Pueden ustedes conocerlo en su ATRIL HIPERBÓLICO, pues, enamorado de las palabras, las suelta a boca de jarro atrincherado en su librería de Un metro de libros. Y puede conseguir TODOS, sí, señores y señoras, TODOS los libros del mundo. Acudir en busca de su ayuda, es encontrar libros BUENOS y BARATOS; pero también, y sobre todo, disfrutar del amor a la literatura que el tigre profesa CADA instante de su vida.

Por cierto, un tip:

Le queda uno o dos grabados del Tenoch. (a doscientos pesos, es una ganga) Pero, señoras y señores, no se le abalancen que para todos hay. Y si no van, allá ustedes que al fin y al cabo la alegría de conocerlo, no es obligatoria.


El Atril Hiperbólico se encuentra en la salida del metro etiopia. Hay un puesto de cada lado, pero debido a una colita de la catástrofe del último ciclón, esta cerrado uno de ellos. No le hagan caso, que ha de ser para despistar distraídos y vayan a al otro lado, donde seguramente podrán encontrarlo. Y si quieren libros especiales, por ejemplo el de Cardo o algunos autores de Cardo, pídanselos, no los pone en exhibición para evitar conglomeraciones.

2 comentarios:

El Enigma dijo...

Entiendo... tan noble personaje merece una visita y agradecerle que guarde el anonimato y, la seguridad de nuestros estimados amigos escritores.

Saludos

El Enigma
Nox atra cava circumvolat umbra

Lety dijo...

Querida Raquel:Será un placer saludar al tigre, en cuanto me de mi escapadita a México, allá por el 6 de octubre si Dios lo permite. Besos